Psicoanálisis con Juan Calzadilla, por Luis Ernesto Gómez

Foto: Daniel Mordzinski, Medellín, 2017

 

Psicoanálisis con Juan Calzadilla

Juan Calzadilla ha sido para mí un amigo, un demiurgo, una de esas personas que estando cerca de él nuestra propia creatividad se armoniza y fluye con naturalidad. Juan Calzadilla conectó con mi trabajo musical y poético en varias aventuras. Me puso a trabajar para ir consolidando el talento: unas saludables situaciones límites. El me dijo «Luis Ernesto agarra la cuerda», y yo le dije «pero si esto es una culebra», y respondió «no te vas a detener por esos problemas semánticos».

En 2012 me propuso hacer la música para la exposición El terremoto de 1812, dos siglos después en la Galería de Arte Nacional y surgió el poema sinfónico El Terremoto del Jueves Santo, que acompañó la propuesta museística llena de elementos históricos junto a curiosas grietas de terremotos en las paredes. La obra se estrenó en concierto en agosto en el Centro de Acción Social por la Música con la Orquesta Sinfónica Simón Bolívar bajo la batuta del maestro Alfredo Rugeles, quien la incluyó dentro su celebración de 30 años de vida artística.

Justo en ese proyecto, conocí a Beira, a través de Juan, quien es ahora mi compañera incondicional y con quien estoy forjando una vida en conjunto paso a paso desde ese año. Así que Juan para mí también es una especie de benefactor, celebrante, casamentero.

Entre 2012 y 2014 me decidí por convertir en música unos textos de Juan bien cargados de ironías que iban tan bien con la idea de expresar cosas fuertes y hostiles como la jovialidad e inteligencia de los niños, de aquellos que sin prejuicios dicen verdades de lo que ven. Así nació la música para El poeta es un estorbo, Lleno y vacío y Si se anunciara desde una sala de juego que luego se interpretaría de forma magistral el joven tenor Iván Cardozo junto al Ensamble Latinoamericano de Música Simón Bolívar y en la batuta contamos nuevamente con la justa dirección musical de Alfredo Rugeles en 2017, toda una ópera poética en miniatura.

Otros poemas sencillos y cargados cierto sentido cantable, La jaula, la versión corta de su Consejo para jóvenes poetas y Asuntos del trópico pasaron a las cinco líneas del pentagrama. Juan tenía la idea de que los propusiera para que los cantaran en el Festival Internacional de Poesía de Génova, en donde él había sido invitado. Aceptaron la propuesta y terminamos viajando a Génova en 2016. Un gusto escuchar la obra para soprano, flauta y guitarra tocada por músicos italianos. Un viaje inolvidable, donde me sentí muy honrado acompañándolo. También tuve la oportunidad de acompañarlo a Medellín a recibir el Premio León de Greiff en donde hicimos sesiones de fotografía psicoanalítica junto al fotógrafo Daniel Mordzinski.

Festival Internacional Poesia Genova 2016 –

Juan Calzadilla Claudio Pozzani Luis Ernesto Gomez y Mayela Barragán

 

Su sordera ha impuesto entre nosotros un diálogo más allá de las palabras, cargado de intenciones, intuiciones, de lecturas del gesto corporal, de palabras fragmentadas, que no han impedido el paso dialógico.  Juan me enseñó a escribir con disfrute, sin gravedad, con fluidez, sin la seriedad que carga de peso las espaldas, me señaló el surrealismo, la espontaneidad, la poesía libre de etiquetas, la que se permite pensar y cantar dándole un sentido único a la palabra. Podríamos decir que ya uno no se puede bañar dos veces en la misma palabra.

Me contenta mucho que Juan haya logrado subir la barrera del noveno piso, así tan espontáneo como el juego del Cadavre exquis, haciendo figuras a tinta china que no son más que hijas de su poesía, fauna de letras nudistas que toman forma de emociones, seres en diversas posiciones, cumpliendo fielmente los dictámenes del kamasutra poético, las letras mismas hablando en la playa de la página blanca, mientras Juan no se detiene por acertijos del lenguaje (agarra la cuerda o la culebra con firmeza) y se afirma como olímpico devorador de años y compañero de quienes lo rodean.

Juan, haznos el favor de cumplir más años, con buena salud y lucidez entre quienes te apreciamos con ganas de totalidad. Esta vez celebramos el cumpleaños 90 de Juan con la elaboración de un video-poema basado en la interpretación de El poeta es un estorbo https://www.youtube.com/watch?v=LMCAb9oF0Fc.

Ese poema es toda una insolencia. Juan, ¿cómo se te ocurrió eso? ¿El compositor también será un «estorbo»? ¿para quiénes? ¿seguirás teniendo aún oficio de tropiezo?

Luis Ernesto Gómez

#Los90deCalzadilla

 

 

Juan Calzadilla y

Luis Ernesto Gómez

Mayo 2020

Juan Calzadilla, eterno joven, por Norys Saavedra Sánchez
La semana #Los90deCalzadilla se celebra por redes sociales
Publicado en Juan Calzadilla y su armario de palabras (cumpleaños 90).

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *